Estar desnudo es a menudo más confortable y práctico que estar vestido

  1. Hay muchas ocasiones en las que estar vestido es muy incómodo. La desnudez por otro lado es a menudo mucho más cómoda.
  2. Para realizar algunas actividades, estar desnudo es a menudo mucho más práctico que estar vestido.

    Bernard Rudofsky dijo: "el comprador de un traje de baño intenta desesperadamente recuperar algo de nuestra inocencia perdida, representando gráficamente la hipocresía del hombre blanco. Obviamente el uso del traje de baño es irrelevante para realizar actividades dentro y fuera del agua. No nos mantiene secos, no nos abriga y no nos es útil para nadar. Si el propósito del baño es refrescarnos el traje de baño no nos refresca. Como mucho es un vestido social, como un smoking."

    Actualmente los norteamericanos gastan $900.000.000 por año en trajes de baño.
  3. La vestimenta restringe el movimiento y entorpece a los atletas. Estudios realizados por el equipo olímpico de natación de Alemania Occidental demostraron que el traje de baño bajaba el rendimiento de los nadadores.